Mientras juegan los niños

la madre siente el mundo entero en sus manos,

y de pronto: truena el cielo, ataca la bestia, caen los frutos, tiemblan los niños …

la madre grita, mira, camina,

aniquila el paso de la bestia en la retina de los niños,

rompe con su voz la odisea de la tierra

puebla con su canto la selva de bestias,

volviéndolos niños, los libera de sí mismos y les da la caridad.

Se juntan colores junto a la lluvia

cayendo sobre la humanidad entera,

para pintar con estas aguas el nacimiento del viento

que migra hacia una nueva matriz

sin memoria ni cuerpo.

2 comentarios sobre “ROSELY

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *